HIFA

La cafetera HIFA cultiva setas con los restos del café

Según la ICO (Organización Internacional del café), el consumo mundial de café en un año puede representar unos 150,2 millones de sacos (cada saco pesa 130 libras, unos 59 kg). Sin embargo, se consume menos del 1% del grano en una taza de café, desperdiciando millones de toneladas de biomasa rica en nutrientes. ¿Qué hacer con toda esta energía no utilizada?

La cafetera HIFA quiere dar una solución a este problema, o por lo menos una alternativa, un novedoso aparato que reutiliza el café molido, con una transferencia fácil del material a una sección del aparato dedicado al cultivo de setas, que el usuario puede utilizar más adelante para cocinar.

El diseño de HIFA asegura las óptimas condiciones de oscuridad y humedad para la proliferación del micelio, así como un vaso para la preparación de café basado en los principios de cafetera de prensa francesa. Su cuerpo de pared doble reduce la disipación de calor, y mantiene el café caliente. Al mismo tiempo, los granos de café usados se mandan a un compartimiento inferior, listos para cosechar setas de excelente calidad!


Diseñador: Adrián Pérez y Mauricio Carvajal.

Empleos verdes

Los empleos verdes son empleos decentes que contribuyen a preservar y restaurar el medio ambiente ya sea en los sectores tradicionales como la manufactura o la construcción o en nuevos sectores emergentes como las energías renovables y la eficiencia energética.

Los empleos verdes permiten:

  • Aumentar la eficiencia del consumo de energía y materias primas
  • Limitar las emisiones de gases de efecto invernadero
  • Minimizar los residuos y la contaminación
  • Proteger y restaurar los ecosistemas
  • Contribuir a la adaptación al cambio climático

A nivel empresarial los empleos verdes pueden producir bienes o prestar servicios que beneficien al medio ambiente. Como ejemplo, los edificios verdes o el transporte limpio. Sin embargo, es importante destacar que estos productos y servicios verdes no siempre se basan en la producción y tecnologías verdes. Pero los empleos verdes también pueden contribuir a procesos de producción más respetuosos con el medio ambiente en las empresas. Por ejemplo, pueden reducir el consumo de agua o mejorar el sistema de reciclaje. Los empleos verdes definidos a través de procesos de producción no terminan necesariamente en bienes o servicios ambientales.

En definitiva, como se ilustra en el siguiente diagrama, se puede distinguir entre dos tipos de empleos verdes; empleos en sectores económicos verdes desde el punto de vista del producto final y funciones de trabajo en todos los sectores desde una perspectiva de proceso respetuoso con el medio ambiente. Para la OIT, los empleos verdes son todos los trabajos que se encuentran en la zona marcada:

 

RegenBox

Las pilas gastadas se siguen acumulando todavía hoy en cajones u otros rincones del hogar, además de acabar en demasiadas ocasiones en el cubo de la basura y no en el de reciclaje especial. Para intentar reducir esta cantidad de residuos, un equipo francés ha ideado RegenBox, un dispositivo que regenera las pilas alcalinas para que puedan reutilizarse en aparatos de bajo consumo eléctrico.

Este sistema único, cuya versión final será Open Source, permitirá regenerar todo tipo de pilas, desde las alcalinas, hasta pilas recargables Ni-Mh, a través de un proceso lento de micropulsaciones, ya que la corriente pulsada es menos agresiva y reduce las probabilidades de que se produzca un cortocircuito durante la carga que inutilice las pilas.

El innovador sistema parte sin embargo de una idea lanzada hace 37 años (en 1980) por Karl Kordesch, inventor austriaco que estuvo detrás de la creación de las pilas alcalinas y que, ya entonces, mostró que su reutilización era posible hasta 25 veces.

El ingeniero Thomas Ortiz y el diseñador Cédric Carles, fundadores de Atelier21, desde la que ofrecen nuevas soluciones respetuosas con el medio ambiente, han revitalizado el invento de Kordesch a través de otra iniciativa en la que participan, Paleo-Energétic, desde analizan las tecnologías olvidadas para innovar sobre ellas y revitalizarlas, como en este caso.

Un aspecto que los impulsores de este regenerador destacan es que su sistema regenera, pero no recarga. Si recargara, supondría que las pilas recuperarían el 100% de su capacidad. Sin embargo, no es el caso. Las baterías sobre las que se inyecta la corriente pulsada recobran parte de su capacidad, con lo que son aptas para su uso en aplicaciones de bajo consumo, como podrían ser radios o relojes.

Otra cuestión que estos jóvenes franceses destacan es que, con RegenBox, no pretenden estimular el uso de pilas alcalinas frente a pilas recargables, ni mucho menos. “RegenBox no propone revolucionar el mundo de las pilas resolviendo todos los problemas de contaminación que causan”, sostienen, sino que ofrece “una solución para reducir los desechos” en un momento en el que “todavía hay en nuestros hogares muchas pilas alcalinas que, en su mayoría, son desechadas y no recicladas”. Por ello, subrayan, “creemos que regenerar estas baterías es una opción interesante ante la crisis medioambiental que nos aguarda”.

Los impulsores del invento siguen trabajando en él y, de hecho, están en medio de una campaña de crowdfouding para seguir adelante con el sistema y para crear una comunidad de probadores beta para la recopilación de información sobre el resultado de RegenBox que ayude a identificar las pilas que ofrecen mejor comportamiento de carga.

¿El futuro precio de la solución? Por el momento es un misterio puesto que, en la web, los creadores aseguran que aún no está establecido. Lo que sí se sabe es que quien aporte 30 euros a la campaña de recaudación iniciada recibirá la versión final de RegenBox. Además, el invento ya se puede reservar en RegenBox, donde sus impulsores recomiendan comprar pilas Ni-Mh y subrayan: “lo ideal, sería no encontrar ninguna pila alcalina en el mercado”. Hasta entonces, su vida antes de convertirse definitivamente en desecho podrá ser pronto más larga gracias a su propuesta.

 

LINA, el primer coche biodegradable del mundo

El futuro de la movilidad sostenible pasa por los vehículos eléctricos pero, ¿por qué no ir más allá en el diseño de turismos aún más respetuosos con el medioambiente? El reto lo aceptó un grupo de estudiantes holandeses que ha construido Lina, el primer coche biodegradable del mundo. El modelo está fabricado casi en su totalidad a base de remolacha y lino.

Con espacio para 4 ocupantes y un peso de 310 kilos, Lina cuenta con una autonomía de alrededor de 100 kilómetros. Eso,“en conducción real por ciudad: frenando, parando, acelerando…”, precisa Noud Van de Gevel, responsable del equipo que ha dado forma a este coche bio. “Es el próximo paso hacia lo que pensamos que será el coche del futuro”, asegura.

Aunque, a simple vista, Lina podría pasar por un utilitario más, como se puede ver en este vídeo de News Flash, nada más lejos de la realidad. De hecho, todo en este automóvil, salvo las ruedas y los sistemas de suspensión, está creado con compuestos biológicos y bioplásticos obtenidos a partir de productos naturales. Así, la remolacha es la base del bioplástico que da forma al chasis que, a su vez, se envuelve en láminas de biocompuesto obtenido a partir de lino, para aportar mayor rigidez al conjunto.

stos materiales, que nunca habían sido utilizados para el diseño de un vehículo, permiten que Lina sea un coche muy ligero y, con ello, más eficiente. Asimismo, el compuesto de base biológica empleado cuenta con una relación entre fuerza y peso comparable a la de la fibra de vidrio“pero producida de manera sostenible”, puntualizan los impulsores.

El prototipo de este turismo ideado por estudiantes de la Universidad Tecnológica de Eindhoven cuenta con baterías modulares con una potencia de salida de 8kW y puede alcanzar una velocidad máxima de alrededor de 80 kilómetros por hora.

Flores de Otoño

En otoño, no todo es lluvia y el comienzo del frío. Recordad que gracias a esas lluvias, los campos se vuelven más verdes y la tierra mojada comienza a oler en todos los parques y es una gozada, sentir que llega el frío con el otoño. Pero no creáis que es una estación sosa, porque el otro, también trae sorpresas y llenas de color e incluso olor. Por eso, os mostraremos cuáles son las flores de otoño.

 Las flores de otoño, sin duda son unas de las más hermosas, porque siguen haciendo homenaje a la primavera con sus vivos colores, unos formas increíbles y sus aromas únicos, pero con la humedad y la suave lluvia que cae en los meses de otoño. No hay nada mejo que oler el aroma de la tierra mojada y disfrutar de flores cuyos colores anaranjados desafían al atardecer, sus rosas son envidiados por el carmín de los labios y sus violetas sean tan intensos que te hacen suspirar profundamente. Así son las flores de otoño.

Eco drain

 

 

¿Alguna vez, mientras te duchabas, has pensado en todo lo que se pierde tras ese desagüe por el que corre el agua? Un ingeniero lo hizo y, tras 4.700 experimentos realizados junto a un equipo de ingenieros y diseñadores, ofreció la respuesta con EcoDrain, un sistema que permite recuperar la energía del agua caliente consumida durante la ducha para reutilizarla, precisamente, para calentar el agua fría.

El avance, no es insignificante. Según los datos que maneja el departamento de Energía de Estados Unidos (DOE), el total de energía empleada para calentar el agua y perdida por el desagüe equivale a 350.000 millones de kilovatios hora o, lo que es lo mismo, a la energía necesaria para abastecer más de 33 millones de viviendas durante un año entero.

Para contener este derroche energético, se creó EcoDrain, un sistema de intercambio de calor de alto rendimiento diseñado para funcionar en cualquier instalación y con cualquier disponibilidad de espacio. El invento, dotado de un generador de turbulencias que mejora notablemente el intercambio de calor, garantiza que el agua caliente y la fría nunca entran en contacto, para lo que cuenta con sistema de doble pared que se interpone entre ambos cauces y evita cualquier mezcla.

Como explica la empresa, dar con un invento fácil de instalar, asequible, fiable y seguro no fue fácil. Fueron necesarios hasta 4.700 experimentos y modificaciones de la idea inicial, que se enfrentaba a dos complicaciones: la falta de espacio para instalar el sistema de recuperación de agua caliente y el hecho de que la tecnología del momento hacía que estos solo pudieran colocarse verticalmente en la línea de drenaje, aspectos que ya se han superado.

Ecodrain se ofrece en la actualidad para clientes de todo el mundo en varias modalidades, entre las que la más común es el sistema de recuperación vertical. En viviendas con varias duchas se puede optar por una unidad horizontal, que es también apropiada por ejemplo para casas de una sola planta.

 

El aparato, cuya efectividad depende del tipo de sistema que se incorpore, del tamaño y de las condiciones de uso, es apto para viviendas unifamiliares y para edificios, así como para su instalación en hoteles, locales comerciales, establecimientos deportivos, piscinas o peluquerías, entre otros. Asimismo, la empresa canadiense promotora del invento surte del mismo a universidades, hospitales y otros edificios públicos; además de a la industria de la agricultura, el procesamiento de alimentos, la farmacéutica o el lavado de vehículos.

Según cálculos aportados por la empresa, Ecodrain puede suponer un ahorro en la factura de la luz de todo un año de entre 100 y 250 dólares. Pero los beneficios se extienden más allá del ahorro. El  aprovechamiento de la energía del agua caliente de la ducha permite reducir la huella de carbono anual en el equivalente a las emisiones de CO2 derivadas del consumo de 374 litros de gasolina. Además, la instalación de este sistema permitirá darse duchas hasta un 33% más largas sin que esto se traduzca en una mayor presión sobre el medioambiente.

Técnicas de agricultura orgánica sostenible

 

  • Desparasitante orgánito a base de tintura de Nim.
  • Antidiarreico a base de hojas de Guayabo.
  • Insecticidas orgánicos al suelo.
  • Caldo Burdelés.
  • Abono foliar de Afrecho de Zompopo.
  • Abono foliar de frutas.
  • Abono Orgánico tipo Bocashi.
  • Abonos verdes.
  • Control del Zompopo.
  • Fermentación de Microorganismos de Momaña (MM).
  • Preparaci6n de Microorganismos Nativos (MN) o Microorganismos de Momaña (MM) en forma líquida.
  • Biofertilizante.
  • Insecticida E.M.5.
  • Podas.
  • Elaboración de Sustrato para Semillero de Hortalizas.
  • Fungicida base de Hojas de Papayo.
  • Insecticida para el control del Gusano Cogollero.
  • Insecticida a base de Planta de Epasina.

 

 

Bios Urna

Bios Urna es una compañía impulsada por Estudimoline, un estudio de diseño de Barcelona que tiene en cuenta la ecología y la naturaleza en sus proyectos. La Urna Bios es un proyecto que reintegra al hombre en el ciclo de vida natural, en un ritual de regeneración y vuelta a la naturaleza.

Bios es una urna funeraria fabricada con materiales biodegradables: cáscara de coco, turba compactada y celulosa. En su interior contiene una semilla de un árbol que se puede sustituir por otra semilla, brote o planta adecuada al lugar elegido. Cuando la urna se planta, la semilla germina y comienza a crecer.

Micro huerto de Ikea

La jardinería hidropónica tiene una nueva manera de practicarse gracias a un nuevo kit lanzado por Ikea. No se trata de un invento como tal, pero sí se caracteriza por una simplicidad que bien podría definirse como inédita. Su mantenimiento, según Ikea prácticamente consiste en poco más que mantener el nivel del agua.

Eso sí, su tamaño mini no permite grandes cosechas. Ha sido diseñado en colaboración con científicos agrícolas suecos y a través de la serie Krydda Vaxer se proporciona todo lo necesario para lograr la germinación y luego mantenerlo en plenitud. Está pensado para cultivar lechuga y hierbas de distinto tipo sin necesidad de tierra, simplemente con el agua, como buen cultivo hidropónico.

VanMoof, la bici conectada

Una bici eléctrica que aprovecha la nueva era digital para conectarse y, por lo tanto, conectar al ciclista con la bici, al tiempo que le proporciona información relacionada con la actividad física realizada.

Entre otra, la información de la batería que le queda, la distancia recorrida o, por ejemplo, un sistema de bloqueo que se maneja a través de una aplicación propia.

Además de conexión 3G que permite su control remoto y geolocalización, VanMoof tiene un diseño simple y esconde en su interior todos los elementos que facilitan el pedaleo, así como la batería, introducida en el marco. Tarda 6 horas en cargarse y con ella se puede pedalear durante 120 km a una velocidad máxima de 32 km/hora. Minimalismo, tecnología y Big Data a partes iguales.

Jardineras flotantes

Estas curiosas jardineras flotantes diseñadas por Rowan Turham, un creador australiano que las ha bautizado como Project Galada. Son jardineras flotantes modulares que realizan por un lado la purificación de las aguas, al tiempo que permiten que las plantas se abastezcan de agua.

Es decir, no necesitan riego y, por su parte, realizan la filtración de la contaminación del agua. La idea es que además puedan crear una cierta protección a los peces, del mismo modo que ocurre con los espacios coralinos, donde no solo encuentran fuente de alimento, sino también un refugio.

Al estar enganchadas unas con otras, pueden llegar a formar unos dibujos estéticamente muy bonitas. El proyecto se ha instalado en el río Yarra de Melburne y está dando buenos resultados en la captura de polución.