El sexto Congreso Mundial de Parques es un foro internacional que tiene lugar en Sidney, Australia, en el que se discuten las distintas amenazas presentes y futuras y las estrategias para salvaguardar las áreas protegidas del mundo durante los próximos diez años.

Otro objetivo del congreso es el de hablar de la “Promesa de Sidney”, la cual busca posicionar a las áreas verdes como inversiones valiosas para la conservación de la biodiversidad global y sostener el desarrollo humano.

A través de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas, México participa y propondrá alternativas para conservar de mejor manera los recursos con los que cuenta.

El mexicano Ernesto Enkerlin, presidente de la Comisión Mundial de Áreas protegidas (WCPA por sus siglas en inglés), fue el encargado de inaugurar las actividades en nombre de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza.

El foro se inauguró con el anuncio de la firma de un acuerdo entre los gobiernos de China y Estados Unidos sobre la reducción de emisiones actuales, frenar el cambio climático a través de la captura de carbono y hacer frente a sequías e inundaciones.

Ahora dos potencias mundiales se unen en la preservación del medio ambiente, quizá este acuerdo sea el principio de un mejor futuro para las generaciones venideras.

Fuente: Veo Verde